mayo 04, 2008

De bichos y curas

mayo 04, 2008
Hoy ya no tengo una certeza, un mensaje suelto o perdido ni siquiera un santo o seña ese hilo conductor que me llevaba hacia el se fue haciendo delgado casi hasta desaparecer y no me había dado cuenta, mucho tiempo coloque altas expectativas al sentimiento que me dejo convaleciente y con tantos matices que dejo sin sentido, extenuada y confundida mi esperanza. Por mucho tiempo me refleje en unos ojos y le coloque el listón muy alto que fue difícil deshacer ciertos nudos y ataduras. Mis defensas las deje bajas y usaba una lupa en casos donde casi como en plan de explorador bacteriólogo , revisaba por si alguien mas pretendía acercarse demás hacia mi barandilla. No negare que en ocasiones una alta prioridad concedida fuera de mis circunstancias se quedo colgada y me limito por mucho tiempo, esa negación yo misma la sublime y permiti contagiarme, de a poco me fui enfermando hasta llegar a el estado en que me vi hace tiempo.

Ese mal lo contraje un mes de Mayo justamente en sus inicios y he liberado ciertas batallas desde entonces, menos mal no me he dejado guiar por otras guerras, la guerra de los pasteles duro una decada!... la mía casi dura como la Primera Guerra Mundial, solo que sin ningún plan ni estrategia no lleve fusil, ni casco ni escudos, no pretendía protegerme ni dañar. Que ilusa fui

Este fin de semana maratónico resulto de muchos matices, por ratos contraproducente poseer tanto tiempo para pensar, revivir por momentos a causa de cierto bicho en mi garganta y la fiebre episodios vividos desde esa trinchera que como buen ex-convicto de guerra, desvariando, atormentaban mi tranquilidad, ciertos recuerdos habían quedado encarnizados junto con malestares pegados a ese anzuelo que me colocó hace tiempo.

Esa convalecencia, en este ultimo año y mas de una ocasión provoco de modo muy hábil que volara sobre el recuerdo de su piel, a falta de su olor casi había dejado de respirar, mi boca se seco sin besos, mis ojos se encegecieron, me sumergí en un mar y me ahogue en el sin darme cuenta. A veces me daba cuerda como a una muñeca pero eso era solo para atarme mas para que en esa tortura psicológica terminara por ahorcarme sola. En estos últimos días el aire se tiño de recuerdos, mas de una vez quería ahogarme en mi propio llanto. Ser convaleciente, no es nada agradable cada recuerdo nos conduce, cada instante en su reflexión de los sucesos es parte nuestra nos va guiando y forma parte de esa pauta para continuar. Hay quien dice que se debe seguir y sin razón continuar, acordarse, deleitarse, reír o llorar es fundamental a nuestros sentimientos y a nuestras capacidades pero también todo ello nos lleva a cambiar la ruta y continuar.

Procurando atacar el mal de un modo mas eficiente y con mi claro objetivo por tratar de salvarme, por azar me halle de pronto una noche de estas sumergida en un mar de reflexiones y escombros. Me encontré con un medicamento llamado Monensina, un antibiótico producido por el hongo sapófrito streptomyces cinnamonensis, que junto a otras drogas como lasalocid, tetranosin, lysolecellin y han sido utilizados para aumentar la eficiencia alimenticia y prevenir ciertas patologías entre otras utilidades también se encuentra la habilidad que poseen para la destrucción de la población de hongos bacteriologicos y se produce un barrido total de protozoarios

Creo que me haría bien este antibiótico y olvidarme de alguno que otro protozoario que pulula todavía en mi desgastada memoria que por cada rincón de donde deambulo, la tiña del recuerdo de ese bicho me invade y me ataca en los momentos que menos estoy preparada, no creí que me afectara a tal grado estropeando todo cuanto yo quería emprender, yo creí que eso de los bichos raros y convalecencias inútiles pueden combatirse de modo sencillo, se pueden curar con un poco de voluntad, pero he sido una ilusa y los malestares se instalan cuando menos te lo esperas siempre y ante esa clase de males, no puedes pretender ser ingenuo.

Ya se me va quitando esa manía de querer saber de el, se acrecentaba antes casi de modo natural y patologico cuando escribía en el Google algo relacionado con el color, la política, el partido, apoditos, palabras claves complices, lugares, fechas, Nombres propios con apeido y demás artilugios pero era tan solo por toparme con algo suyo aunque fuera entre lineas, todo un caso de dependencia. A veces me cuestiono si es una obsesión o me quede con ganas de decirle cosas (buenas y malas) y no dejo de sorprenderme cuando algo nuevo aterriza a mi vieja bandeja de correo donde sin habérmelo propuesto siquiera me entero de cosas relacionadas con el, algunas siguen en desvandada con confesiones románticas, otras en desfile con reclamos o pretensiones absurdas y otras con clara mala intención de mujeres ardidas, sinceramente estoy en plena mudanza de ese pequeño ducto y pronto haré la clausura, algunas cosas guardadas ahí son casi como un fetiche, una mala coleccion , una manía, con otras estoy en pleno rescate porque valen la pena. Creo que mucho tiempo fui mezquina conmigo, cinica pretendiendo ser yo la sádica por atarme a alguien que siempre hizo todo por alejarme con respuestas vagas, con actitudes infantiles e inmaduras, con ajena correspondencia, con miedos y con mentiras.

No se cuanto he tenido que pasar todo este tiempo pretendiendo ser "fiel" hasta en las sabanas... asumiendo inútilmente que yo traicionaba lo que sentía entrando en la cama con alguien mas. He liberado mis propias batallas consiguiendo convencerme de que no podría ganar nunca, entendí que al final el consiguió liberarme de esa carga puesto que consciente o no era hora de bajar la guardia y alzar la bandera blanca, hacer el recuento de los escombros, las perdidas y salir de el territorio junto con los heridos y los muertos.

Nosotros elegimos sufrir, pero en realidad la vida es un juego, hoy con algunas laceraciones y una que otra herida, sigo en pie, puedo dormir tranquila por las noches y me permito soñar con algo bueno para mi en otros paisajes. El que tenga los huesos un poco ajados de las piernas es quizá porque di ese salto conciente bajo mi propio riesgo y responsabilidad, sin preever la distancia o la altura, hoy se que debo llevar un paracaídas y estar mas atenta sin usar vendas falsas en los ojos para dar ese salto. La vida es un juego y siempre hay que arriesgarse, el que uno este herido de guerra quizá no quiera decir que siempre tengamos que embainar la espada o estar en la defensa. A veces me he topado con alguien que me recuerda mucho a su estilo de ser y su forma de decir las cosas, cada que veo algo relacionado, corro a examinar cual explorador buscando alguna pista en su perfil para ver si encaja, casi de modo natural supongo que en mi persona ya forma parte de mi hilera de pateticos traumas.

Creo que todos hemos tenido un "bicho" que nos arrastro en algún momento, o nosotros nos convertimos en uno ... a veces la distancia provee cierta ventaja, pero termina siendo desastroso si se vuelve un mal difícil de combatir, su poder es letal como en control remoto hace uso del zapping. Creo que uno termina harto o pisoteado

Debería olvidarme de la ecología, de Green peace, de los productos con olor a lima, y volverme daltónica , debería de olvidarme también de la política o de ese partido ecologista al que hace alusión el color, deberia olvidar el directorio telefónico que se empeña en martirizarme con el mas comun de sus apeidos . Deberia cambiar las cortinas de la habitación, mi taza favorita y de ponerle limón a las cosas, debería olvidarme tambien de esa jodida obsesión de deletrear mensajes, y la mania de sumar cifras en pro de la numerologia, dejar de examinar a otros espécimenes tratando de hallar algo malo incluyendo sus besos.

A veces hace falta mas que un estropajo para fregarse el alma, hay ciertos gérmenes y agentes infecciosos que por mas que te empeñes es complicado deshacerse de ellos. A veces dudo si se ha inventado la cura para mi pero mientras tanto voy a conseguirme un buen frasco de Monesina para algun bicho verde y claro una buena canción para sentirme bien.

Por cierto, me pone verde las palabras de verificacion de casilla y en mi botiquin se terminaron los curitas

La verdad que a pesar de los estragos y malos tragos... Adoro Mayo y a Mika

He vuelto






Mika Relax, Take it easy

23 solo lo soñaron:

samuelecktro dijo...

Hola! la verdad me parecio interesantisimo tu post, y lo que mas me gusto fue esta frase:
"En ocasiones se que a veces hace falta mas que un estropajo para fregarse el alma" ya que es de lo mas acertada, que tengas un exelente inicio de semana y que hayas tenido un buen fin,
el video de mika y la cancion estan chingones, la cancion ya la habia bajado pero no habia visto el video :)
tenx por ponernoslo!
saludoss abrazo :*

El hombre del traje gris dijo...

estas igual que yo, los fines de semana sin mucho que hacer te traen un mar de nostalgia y recuerdos. Y ojala se pudiera eliminar ese bicho con un antibiotico.

deletrear mensajes?? con que fin?

yo creo que uno solo puede sacudirle el polvo al alma, pero para tallarlo y pulirla se requiere de alguien mas que vea esas imperfecciones o esos males incrustados en el alma que quiza u no no ve o se hace que no ve.

para mi mayo era el mes mas esperado del año, ahora espero pase pronto, al menos la primer quincena...

El Rufián Melancólico dijo...

los bichos esos son como la hepatitis, se va su ataque agudo pero dejan molestias que joden un poco más en invierno o verano -cada quien su calendario. El remedio es música, bares y libros con antigüedad no mayor de dos años. Eso ayuda a sobrellevar los recuerdos de dolencia de lo que alguna vez fue enfermedad mortal.

Anónimo dijo...

simple y sencillamente me encantas no puedo comparar mi coment al lado de tu post, es un contraste entre el contenido y la buena cancion pero sabes? te imagino tarareandola y bailando eres genial, y a ese verde ecologista como germen nocivo fumigalo bien

Anónimo dijo...

si te hace mal Green peace no se enojara, Tambien hay malos ecologistas

JHON BRANDO dijo...

A algunos nos atormentan nuestros fantasmas del pasado que por mas enterrados u olvidados que pensamos están, invariablemente cuando resurgen causan conmoción en nuestra vida presente, a otros les persiguen esas “bacterias” amorfas llamadas recuerdos que causan el mismo efecto. En mi estado actual es difícil tratar de decirte que hacer, pero de lo que estoy perfectamente consiente es que la solución a toda esa problemática yace en nosotros mismos, la batalla contra nuestro mas acérrimo adversario que es nuestro ser, la podemos ganar fácilmente con las herramientas y recursos de los cuales este mismo nos provee. Tal vez haya quien diga que no esta afrontado consigo, pero esto es mentira, inconscientemente todos los seres humanos libramos ese cruento combate día a día que se llama superación, estamos obligados a reafirmarnos a nosotros mismos como personas constantemente, de lo contrario se cae en el riesgo de convertirnos en personas estacionarias, pusilánimes y mediocres, cuya muerte tendrá menor sentido que su vida. Te deseo lo mejor en ese campo de batalla “Jolie”, a través de tus letras he podido descubrir la grandeza de tu espíritu y por ello confió en que obtendrás una pronta y gloriosa victoria. Así sea.

“BUENAS NOCHES, BUENA SUERTE”

A do outro lado da xanela dijo...

Mika siempre es una buenísima opción.

Para mí Mayo es el peor mes... malos recuerdos de malas épocas, que siempre confluyen en este mes.

Un abrazo

xavi dijo...

Efectivamente "nosotros elegimos sufrir", muchas veces, la mayoría, por no tener la osadía o la valentía de enfrentarnos a la realidad. Dicho así parece fácil, rompes con todo lo que no te gusta y se acabó...una nueva vida; pero yo creo que nada es tan fácil como parece. Puedes tomarte medicamentos, antibióticos y miles de ungüentos que si el alma está enferma no hay nada que la pueda curar, excepto otra alma dispuesta a lanzarse al vacio.

un abrazo

Abraxas dijo...

Como son molestos esos bichos... Para mal o para bien la cura irremediablemente la tiene el tiempo, aunque siempre quedarán secuelas.

PaoValdivieso dijo...

nena espero que estes mejor de tu enfermedad yo hando tronadisima... peor bueno esto sigue te dejo un besoteeeeeeeeeeeee cuidate muhco y me encanto el post de este dia... besos

Jane dijo...

Ups esos fantasmas del pasado que no dejan que uno siga su vida de forma normal son una monserguita... sabes que te entiendo a la perfección..
Pero algun día jolie llegara el momento en que ya ni nos acordaremos de esta mala racha.
Saluditos y que tengas una excelente semana!!

fabricadepolvo dijo...

Habrá que traer al SWAT emocional y su equipo de limpieza. Ésos seguro no traen estropajos, sino unos buenos desinfectantes químicos. Para mí, mayo también está siendo un mes jodido. Solidaridad, Jolie. Y a no aventarse por la barandilla.

pez dijo...

espero sinceramente, por tu salud, que haya sido o sea una broma eso de recetarte monensina

tal vez te barra los protozoarios intestinales pero su mecanismo de acción es a través de los intercambios iónicos, es decir, podría acarrearte un déficit en sodio o en potasio. Recuerda estos antibióticos son para bovinos o pollos, no para humanos

aparte de eso, que bueno que hayas regresado

y no deletrees mensajes, salvo si es por ejercicio mental

MARICHUY dijo...

Jolie

Tan cierto como que lo he padecido: nosotros elegimos sufrir y la vida es también, un juego, en el que solemos ejercer de convalecientes.

Me congratulo por el resultado que te ha dado la buena tallada con estropajo. Y sí, a veces hay que tallar un poquito más duro, hasta enrojecer esas callosidades que se nos han formado en la piel y que pareciera no se quieren quitar.

besos

annie dijo...

ya te lo dijo todo Mika...

saludos^^

Anónimo dijo...

ja ja ja.....
un bicho...

pos k esperas ehhhh??... aplastalo





pd. espero estes mejor con el otro bicho (el d tu garganta)k este se kita con antibiotico... jejjeejej
salu2 jolie fresa

samuelecktro dijo...

haaammmm no entendi muy bien...
de cual pape???

Kentucky Freud Chicken dijo...

Los bichos del pasado son molestos y difíciles de remover pero no por ello imposibles. No permitas que te sigan parasitando.

Gran post, la verdad.

Sonny dijo...

Solo hay que cuidarse.

Saludos

white dijo...

Ojala hubiera algo para exterminar de raiz ese bicho, tanto el de la enfermedad como el de la mente, yo he batallado con el muchas veces y de plano no se si darme por vencida ante el o solo hacer como si no existiera.

Baco dijo...

a veces creo que el bicho no está en los demás.. está en nosotros mismos.. y no lo podemos matar, porque sería matar un pedazo de cada uno.. el truco está en saber convivir con él.. hay cosas que no se olvidan, no se arrancan pero se dejan ahí.. en un rincón para que luego, con el tiempo y un poco de suerte podamos contemparlo no con lágrimas.. sino con sonrisas... un beso

EGO dijo...

Yo tengo complejo de estropajo. Aunque no lo pretenda. Un gran abrazo.

Por cierto, nunca te he dicho que me encanta lo prolífica que eres cuando escribes, aunque a veces me falte tiempo para leerte.
Un abrazo

Carolin dijo...

Jolie no sé ni que decirte, la verdad es que ningún bicho me ha dejado el efecto que tienes, gracias a Dios y a mi voluntad nunca me dejé afectar por ellos aunque no te negaré que de vez en cuando vienen recuerdos y simplemente me pongo a escuchar una buena música, comerme una barra de chocolate, dormir y al día siguiente me siento perfecta.

Espero puedas superarlo, no es justo que alguien atormente nuestra vida así. Suerte.

Joe's books

Elogio de la vagancia
Tacones en el armario
El vicio de la lectura
Noticias del Imperio
The Name of the Rose
Mujeres de ojos grandes
Aura
The Death of Artemio Cruz
The Book of Laughter and Forgetting
The Joke
Immortality
Laughable Loves
The New Drawing on the Right Side of the Brain
The Last Nude
Art and Fear: Observations on the Perils (and Rewards) of Artmaking
The Art Book
The Scrapbook of Frankie Pratt
Concerning the Spiritual in Art
Griffin and Sabine
Color: A Natural History of the Palette


Joe Toledo's favorite books »

Juntos codo a codo Somos mucho más que un blog