abril 13, 2012

Desatando nudos sobre el Silencio

abril 13, 2012




"la soledad tiene dos caras: es triste,pero también maravillosa.

 amo profundamente mi soledad, pero también me duele" 



A mi lo que no me mata me hiere cuando lo callan y es cuando no se si prefiero quedarme con la duda.... es decir, que la ultima ocasión revisando la bitácora, en alguna situación hubo azotes de puertas, en otra muchas ofensas, en una sola insultos y supuestos. En varias,...entredichos y tejo de ironia, en todas raspones, desequilibrios, indiferencia y silencio y yo fui la que se quedó con toda carga

No se porque a veces debemos llenar los silencios. A veces no entiendo esa necesidad pero hay de los incómodos y no sabes con que rellenarlos, en cambio cuando encuentras a ese alguien correcto, no necesitas buscar nada, es preciso decir que pueden pasar horas y es ese silencio compartido lo que mas disfrutas.

En el silencio me he refugiado a veces pero en ocasiones no puedo sentarme a descansar... ayer trataba de entender y de contener cierta furia agazapada por puritita miseria mia y enredijos mios en mi cabeza, no pude dormir, hay cosas que de pronto no estan al alcance aunque te arrepientas porque ni remedio tienen.yo he tenido toda la culpa de ello y me atormento muy mal

Da en la madre

Ultimamente sé que nunca podemos encontramos a salvo, porque el miedo a lastimarnos o que los demás lo hagan provoca que lo que se lastime sea la coraza y entonces uno se quede como abollado.
Huir de el Silencio tampoco es imposible aunque no se logra totalmente sobre todo de ese donde a veces esperas algo. Dicen que egoistamente pensar sólo en uno mismo, le llaman "ser responsable" y tal vez entiendo que es cuando lo mas alejado de lios o enredos de alguien hay que estar por pura salud mental... yo aprendi hasta disimular para no causar caspa... creo ser fuerte, pero de pronto hay un detalle que me rompe aunque sea insignificante y es lo que me hace dar traspies...
al final decir más que la verdad, o nada es ser valiente
Tal vez con una copa de vino hubiera podido arreglarlo... pero la botella se quedo olvidada en la guantera del auto del mensajero, después de mucho tiempo sin insistir me ha sido devuelta y me la bebo esta noche sola.

A veces consciente y a veces sin remedio he sido muy imprudente no guardando silencio a veces demasiado dura y muy poco objetiva. No se en que momento no me perdone ser como soy, después ni asumi las consecuencias, 1 vez azote puertas, o insulté por puro impulso ya no me callé nada y lo arruine. Hay personas que me hieren profundamente sobre todo cuando se callan, cuando absurdamente creo que lo hacen con soberbia y tan ostentosamente que aun en silencio es aparatoso. Seguro es un trauma mio de niña. Mi madre optaba por mi hermana y mi Padre por mi hermano. Así que ya debia estar acostumbrada a nunca ser considerada.

Lo mas complejo de ciertas cosas es lo simple y miserable que se sienten te las hacen sentir aunque no parezcan a propósito. Me hace bien hablar conmigo misma cuando no me odio... y me digo las cosas objetiva y friamente y a veces,  me quedo en silencio preguntándome ¿Porque hay ciertos silencios que duelen? Tal vez por creer no merecernoslos
 Desde ayer no podia escribir bien, ni deletreado ni separadito ni con tildes, de leer cosas o sentirlas aun no logro balancearlas, la verdad es que sigo con el mismo sentimiento y tal vez me he callado algo o lo omito, seguramente es el vino que me sabe muy amargo seguro porque se quedo sin el destinatario y yo con el silencio.





7 solo lo soñaron:

Jo dijo...

Existimos porque alguien piensa en nosotros, y no al revés.
o seguro me equivoco...
...



ya vete
callate de una vez

aina dijo...

Coincido contigo en que el silencio es el castigo más cruel. Quienes callan, también lo saben, ándate con ojo.

basilio dijo...

Todos somos distintos Jo. Unos mas bajos, otros mas gordos, unos con carácter, el pasota, el que grita, el que calla, etc.
Eres como eres y no le des más vueltas. No puedes coger y comportarte según el perfil de la persona que tienes de frente para que se sienta bien y no dañarle su corazón, o su coraza. No tienes porque sentirte culpable y echarte tú toda la mierda a la espalda.
Saca las uñas cuando las tengas que sacar y dí lo que tengas que decir aunque duela... seguro que te lo van a agradecer.
Respecto a los silencios a veces son necesarios para recapacitar y coger fuerza para volver otra vez a la lucha diaria.

Juanjo dijo...

No me ha gustado verte con ese estado de animo, a ti precisamente la luchadora Jo.
Imagino que alguien te ha hecho daño con su silencio que a veces hiere mas que cualquier palabra.Pereo esta en tu mano sanar esa herida aunque solo tu puedas saber cuan de profunda puede llegar a ser
En cualquier caso y siempre que necesites un rato de charla estare encantado de leerte si me mandas un e-mail
Besazos guapa

raindrop dijo...

La coraza está para eso: para ser abollada. Lo importante es que los golpes no abollen los órganos vitales. Eso sí sería un problema.

Para los silencios, están los cascos. Es mejor que se abolle el casco a golpes de silencios, pero que la cabeza no quede maltrecha.
Y llega un momento en que hasta los silencios eres capaz de disfrutar, de tan liberadores que resultan.

Mañana será otro día.
No, bueno: será como hoy, pero visto con ojos distintos.
^^

Dean dijo...

La veo como una enemiga, la soledad es implacable y se aprovecha de las circunstancias.
Un saludo.

Marite Alarcón dijo...

Soledad, palabra que expresa mucho... pero no hay nada peor que vivir una soledad en mente. Mira todo lo que tienes alrededor... será mejor.

Un beso!

Joe's books

Elogio de la vagancia
Tacones en el armario
El vicio de la lectura
Noticias del Imperio
The Name of the Rose
Mujeres de ojos grandes
Aura
The Death of Artemio Cruz
The Book of Laughter and Forgetting
The Joke
Immortality
Laughable Loves
The New Drawing on the Right Side of the Brain
The Last Nude
Art and Fear: Observations on the Perils (and Rewards) of Artmaking
The Art Book
The Scrapbook of Frankie Pratt
Concerning the Spiritual in Art
Griffin and Sabine
Color: A Natural History of the Palette


Joe Toledo's favorite books »

Juntos codo a codo Somos mucho más que un blog