octubre 14, 2015

Reinventar(me)

octubre 14, 2015

A mis veintes irme a vivir sola, no supe hasta ese momento cuanto moria de miedo, pero no podia dejar que nadie lo notase, ni mis padres comprendían la decisión ni se imaginaron realmente cuanto miedo me llevé cargando.
 La primera noche todos los ruidos habidos y por haber, enmedio de la penumbra brincaba hasta con el sonido del telefono;  no sé si hoy sea valiente de verdad; hoy el contexto es muy diferente, seguro alguna etiqueta que yo sola me he colocado por pura necedad sale a flote,  pero asi con el paso del tiempo,  por mucho tiempo odié ser una cobarde para tomar decisiones y no para matar ratones.

Vivir solo te da esa facilidad o la manía de invariablemente defender tu espacio, pero aún no he dislucidado que tan malo es.
No lo dimensiono por algunos casos que he vivido recientemente con personas que conozco y familia que no se permiten compañias. Creo que en esta vida reside en el interior de uno mismo, y se trata de lo único que tienes, lo único que vas a llevarse a la tumba, la manera en que quieres ser recordado y darte a los demás, aunque uno caiga en las propias trampas la soberbia o el ego son muy malos consejeros. 

 A veces vuelve esa etiqueta de "miedosa" que me colocaron cuando era una niña, entre mas crecemos no queremos ser heridos,  solo que  ya no estamos para quedarnos con las ganas de nada,  temer al que dirán es de el sigo antepasado y la vida se va. 

A veces pensar en lo que queremos no es suficiente, hay que pensar que es lo que nos merecemos.

Hay demasiadas cosas que la edad trae y de las que ya he podido prescindir como el miedo,  en algún momento vuelven a machacarme el amor,  el sexo, las dudas y  las deudas (ni les cuento).  Esta frase, para colmo ni siquiera es mía,  he tenido que remasterizarla, perdóname Dorothy Parker.

9 solo lo soñaron:

Rafa Hernández dijo...

Vivir solo, tiene como todo, sus ventajas e inconvenientes. Las ventajas es que no discutes con nadie, y los inconvenientes, es que a veces añoras tu casa y a tu familia. Eso de los jóvenes independizarse ahora y vivir solos, está a la orden del día. Muchos se acostumbran, pero otros no; y no tardan en volver al redil. Depende de las circunstancias de cada uno, o si se trata a la fuerza porque tengas que marcharte por trabajo y demás.

Besos.

TORO SALVAJE dijo...

No temo al que dirán.
De hecho es todo lo contrario.
Me gusta provocarlos para ver como les chorrea la bilis desde sus podridas bocas.

Besos.

Carlos Augusto Pereyra Martínez dijo...

Bueno, lo más relevante, leyendo tu texto, es que se aprende a crecer. Y ello implica romper tabués y miedos, para ser. Un abrazo. Carlos

El collar de Hampstead dijo...

Hace tanto tiempo que no vivo sola...con tres niños imagínate...

Te reinventarás bien,ya verás!
; )

Liliana dijo...

Pues....Chaly ya puso las ventajas y desventajas!

=)))

Chaly Vera dijo...

Esos epitetos que nuestros parientes nos endilgaron cuando niños, en la vida adulta se reflejan.

Besos

Sara O. Durán dijo...

Vamos venciendo miedos, quitando etiquetas y conociéndonos y a veces hasta desconociéndonos, en ese constante diálogo interior.
Besos, Jo.

Alexander Strauffon dijo...

Es un reto, pero una cosa benéfica a fin de cuentas. Espero todo vaya bien para ti.

kika dijo...

Yo me fui a vivir sola a los 18 porque tuve que estudiar lejos, y aunque todos los años del cole anhelé la independencia fue una etapa muy difícil. Estar solo y tener que conocerse en profundidad y desnudo a esa edad fue todo un aprendizaje.
¿Reinventarse? Eso nunca dejará de pasar..menos para las mentes volátiles y creativas.

Suerte con ello!!!

Joe's books

Elogio de la vagancia
Tacones en el armario
El vicio de la lectura
Noticias del Imperio
The Name of the Rose
Mujeres de ojos grandes
Aura
The Death of Artemio Cruz
The Book of Laughter and Forgetting
The Joke
Immortality
Laughable Loves
The New Drawing on the Right Side of the Brain
The Last Nude
Art and Fear: Observations on the Perils (and Rewards) of Artmaking
The Art Book
The Scrapbook of Frankie Pratt
Concerning the Spiritual in Art
Griffin and Sabine
Color: A Natural History of the Palette


Joe Toledo's favorite books »

Juntos codo a codo Somos mucho más que un blog