marzo 28, 2012

De estos Lares

marzo 28, 2012
Andando por la ciudad y viviendo ya hace mas de 20 años en ella, a veces es increíble que no conozcas muchos lugares de el sitio donde vives. Algunas personas con quien convivo profesionalmente y otras entrañables viven casi o se encuentran en varios sitios que frecuento pero sin duda quien a veces me pone en aprietos sin proponerselo es cuando no suelo ser muy docta conocedora de el lugar por la poca frecuencia a la que voy

Al centro poniente de la ciudad se halla una colonia muy conocida, llena principalmente de comercios, restaurantes y boutiques solo ubico unos cuantos y lo dicho, solo conozco las coordenadas exactas puesto que son sitios favoritos. (una librería, un restauran español de tapas y una tienda de zapatos).  En dicha colonia abundan nombres de hombres ilustres de lahistoria desde Séneca hasta Aristóteles, desde Petrarca hasta Julio Verne
Salí de casa con retraso tomé apurada un taxi. Le dije al chofer que yo iba a la calle de Schiller, pero que sinceramente no tenía ni un pomo de idea dónde exactamente quedaba. El me dijo que nunca había oido el nombre y me hizo repetirle el nombre varias veces -[¿chiler?]- y como tampoco parecía tener idea me sugirió que tomaramos el primer cuadro que cruza la colonia por tres de sus calles y avenida principal. - Presidente Masaryk, Homero y Horacio- seguro por ahí nos toparíamos con la mentada calle- me dijo

Y así el amable y maduro taxista de pelo cano, solícito atento y muy paciente asomaba su cabeza por la ventanilla a cada una de las calles por las que ibamos a la vez que en voz alta leía en los nombres en su acento mexicano (chilango) sin ningún miramiento de la pronunciación del idioma original.
-Dú-mas, Te-ni-són, Eu-ge-nio Su-é, Ga-li-léo, Te-mis-tó-cles, Ar-quí-me-des, La-mar-ti-ne, E-mer-són, E-gel...

y ahi me resonaba la cantaleta oyendole deletrear como si se tratara de mi abuelo enseñandome a hablar español...y la paciencia no se me dió en los genes, ya puesta en la hora límite estaba empezando a desesperar  cuando de pronto llegó a la siguiente calle- justo una cuadra antes de la de mi destino- y no pude evitar soltar una carcajada que me relajó muy a tiempo.

-´Lo-pe-de-Ve-ga- ¡Al fin! exclamó el amable conductor.  -Al fin un Mexicano oiga!



17 solo lo soñaron:

Jo dijo...

Félix Lope de Vega y Carpio Nació y murió en España, fue un prolífico poeta y escritor, dramaturgo y considerado uno de los pilares del siglo de oro español...

ustedes adivinarán de que colonia hablaría Yo¡?

Juanjo dijo...

Ja,ja,ja.....genial ese taxista
Lo siento hermosa pero no conozco tu linda ciudad....quizas algun dia pueda tener esa suerte
Besazos guapa

Marite Alarcón dijo...

Pobre!!! Pensó que era Mexicano... o tal vez tenga un conocido q se llame así??? o hay algún lope de vega famoso en Mexico?

[.Ła quε εscribε mεlaиcolías .] dijo...

jajajja... eso estuvo muy gracioso y muy espontáneo de su parte... !!

LAGARTO dijo...

querias llegar apolanco creo ,mi querida jo en twitter soy musker _666 para que me respondas cuando te respondo siento feo tu silencio jajaja despues de quejarme me retiro un beso.

Abismo dijo...

Jajajja bueno al menos llegó al lugar... que yo en algun caso les he tenido que decir por donde se iba :)

Yo siempre me doy cuenta de lo poco que conozco mi ciudad cuando viene algun conocido de fuera y se la tengo que "enseñar" voy a sitios que no voy jamás jajaj

Besos abisales

la mis dijo...

Estos detalles tan simpáticos fueron los que algún día me salvaron a mi también. Podría perfectamente odiar la anchura de esa ciudad.

ѕocιaѕ dijo...

jajaja, así como tú no sabías a donde ibas él no sabía quién era.
Yo puedo decirte que yo no conozco ni mi colonia, cada que salimos y regresamos por otro lado me pierdo.
Abrazos

marichuy dijo...

Jajá. Me encantó tu taxista. Pinche Polanco [perdón por mi french], ni parece México y no sólo por los nombres de las calles, sino por las tiendas y ambiente tan como importado que abunda por ahí.

Ivanius dijo...

Como habría dicho alguien que conozco: "Si no es mexicano, merecería serlo". =)

Jo dijo...

Necesitaba reir y está ciudad y está rutina tan gris a veces... Luego me quejo de.la ciudad y de sus taxistas, pero creo que tiene su encanto como la gente de este país. Amo méxico pero no a polaco que risa, me encantaría sus jajas compartidos ... Su espontánea visita su generosidad al comentar y hasta el francés de mi marichuy. Besos a todos

Sergio DS dijo...

Es curioso pero nos queda por conocer multitud de sitios que tenemos al lado y sin embargo hacemos colas larguísimas para ver algo que es inmensamente pero que aquello que desconocemos al lado de casa. Con las personas hacemos algo parecido, descubrimos en extraños cualidades que las supera con creces quien tenemos justo al lado.

raindrop dijo...

jajajaja me parece una anécdota muy divertida ^^

Sobre las ciudades... son enormes. Conocerlas al completo es tarea de envergadura.

besos

basilio dijo...

A ese hombre hay que comprarle un GPS para que no se pierda.
Además si él se siente identificado con el coleguita Lope de Vega mejor que mejor. Igual hasta tomaron café juntos sin conocerse.

Trovator dijo...

Qué entretenido ir paseando de esa manera por la ciudad! Una buena dosis de risa para un día largo. Ahhh la ciudad y sus recovecos... quién los pudiera conocer todos...

Un abrazo!

anuar bolaños dijo...

Hay muchos Mejicanos que piensan que el poeta colombiano Porfirio Barba-Jacob nació en Méjico.

Yosoy Xhabyra dijo...

pues estoy seguro que no era Mazatlan!

xhaludos!

Joe's books

Elogio de la vagancia
Tacones en el armario
El vicio de la lectura
Noticias del Imperio
The Name of the Rose
Mujeres de ojos grandes
Aura
The Death of Artemio Cruz
The Book of Laughter and Forgetting
The Joke
Immortality
Laughable Loves
The New Drawing on the Right Side of the Brain
The Last Nude
Art and Fear: Observations on the Perils (and Rewards) of Artmaking
The Art Book
The Scrapbook of Frankie Pratt
Concerning the Spiritual in Art
Griffin and Sabine
Color: A Natural History of the Palette


Joe Toledo's favorite books »

Juntos codo a codo Somos mucho más que un blog