junio 21, 2011

Uno se Desnuda escribiendo y termina Tropezándose (aún sin Parkinson)

junio 21, 2011
Mi vida laboral a veces ocasiona que yo trate con mucha gente fria, frivola o díscola que lo mismo da saludarte o no en el sitio de trabajo o criticar la marcha del mundo subidos en su mercedes benz pero cuando necesitan pararse el cuello acuden a ti pero sin decir por favor.

Me he detenido el impulso de ovacionar de pie la descarada declaración de fastidio y hueva que les provoca una persona que pasa por un mal momento, su pregón por lo incómodo que resulta la tristeza o la intensidad de un tercero y el hastío que les causa hasta ver a alguien que pide limosna.

A veces la desgracia se erige por encima y la creemos mucho màs grande de lo que es aunque en parte el protagonìsta no sea uno y entonces a veces pienso que debería ser mas contenida o rígida para decir ciertas cosas.  Admiro al actor teatral de drama porque se precisa vocación, inmensurable coraje, sentido de oportunidad para divisar oyentes y de inoportunidad para empezar el discurso, persistencia al ser carrera de toda la vida.  Aunque ultimamente  me dí cuenta que ya no me gusta la gente que puede desgarrarse las vestiduras con facilidad; la que puede hacer tratados de sus muchos y muy variados sufrimientos, las que son capaces de discurrir sobre la misma observación o hecho en incontables ocasiones sin el menor asomo de pena

De tanto escuchar la misma historia creo que yo podría recitarla  y, no obstante lo anterior, conocí a muchas personas que todavía guardarían  el buen gusto de disimular bostezos. Ya no me gusta la gente que pregunta por mi vida dejándote pronunciar acaso una o dos frases juntas cuando hace tiempo no le importó si vivia o moría y luego, con la mayor y más fina de las pericias, dibuja a detalle el laberíntico mapa de los males que le aquejan como señora quejumbres saliendo de la iglesia , como cuando hacen repetición de nombres junto a plegarias a las deidades y su sobreadjetivación del detalle más nimio e irrefutable con toques de psicosis maniaco depresivas con las transiciones como reclamos de novios celosos y psicopatas.

Alguien me profirio detalles informativos que se suceden en la justa proporción para no dejar datos de fuera, como inquisidor sobre la enfermedad del Parkinson.  No me enorgullesco de mi acrobacia e histrionismo para haber esquivado la información queme cayeron como proyectiles pero me topé con una piedra en el zapato y me acorde de tantas malas cosas y menos mal que no me vió,  pero me ha hecho llorar tanto porque se pensó que yo era incapaz de sentir sobre eso que le aqueja.

Creo que provoca mayor deleite que alguien pierda impacto a punta de repetición y que ello no sea óbice para que se continúe la función.   Mi padre murío hace 3 años en resúmen duró 10 años con la enfemedad el ultimo año yo pedi permiso para pasar el tiempo con el (mi año sabático) que me duró poco porque a los meses se murió.

Durante todo el tiempo vi como se descomponia cada vez, el arrastre de sus pies, de su habla,  las miradas burlonas o mudas cuando saliamos, el cargarlo aunque estuviera hecho un costal de huesos y no lo aguantaras o bien, dejara de comer y se portara como un niño malcriado al que no puedes reprender por su condición... Me tocó llevarlo al baño o cambiarle el pañal, padecer sus groserías, su desesperación al aventar todo lo que se le ocurriera y verlo llorar cuando ya no podía ni pararse....fue duro ser testigo de su tenacidad por dejarse morir la ultima semana sin mirarte o hablarte.

varios de ustedes tienen que padecer mi constante queja y mi nostalgia y a veces no tengo la perfección de ensayar gestos o mi opinión ante las posiciones de los demás sin perder el semblante pero hoy me gustan los chubascos que a discreción hacen emanar de mis ojos sin importar en dónde o con quién esté pero por un logro ajeno, un momento chusco, un escrito o hasta algún brote de la naturaleza.

Así que a veces creo que el hermetismo,  en el que opté fué contar mis penas con un toque entre irónico e hilarante, luego me alejé lo más posible de disertaciones emotivas y honrar un buen dolor con silencio más que con lamentos.   Aprender a aprisionar el llanto no ha sido fácil y seguro que la única forma en que puedo pagar cómoda enredándome entre mis ideas es frente a un total extraño al que le pague para escucharme, generalmente loqueros (aunque pensándolo, no estaría mal incursionar en el terreno de los prostitutos) asi que escribir me sale mas barato inclusive endosarle a alguien a quien yo estimo algo tras bambalinas... pero

¿quién puede venir a decirte o creerse que al padecer tanto es la unica persona en el mundo que sufre?.... ¿puede tener el derecho de decirte que no sabes lo que es el dolor?

El mundo no es igual para todos todo se ve desde distintas aristas aunque no sean simples cosas  

Jo la Insensible

10 solo lo soñaron:

Jo dijo...

La impotenia y la tristeza con el coraje... todo junto Sé lo que es todo eso... la pasión y lo llorona me ha dado al traste y a veces no se puede ser solo un espectador en las gradas mientras ese mundo corre aun con todo y sus cosas torcidas

la MaLquEridA dijo...

Puedo decir tantas cosas pero sonaría chocante, ser insensible o no serlo, seguir leyendo aunque lo leído te cause bostezos porque te sabes de sobra las quejas infinitas que se profieren en el blog en turno, dejar de seguirlo porque ya te chocó pero en este mundo de falsedades y de seres perfectos en los que nos movemos, uno escoge -aún- a quien leer sea quejona, insensible, tenga parkinson, cáncer o tristeza por enterarse que la amistad no existe.

Y así se va por la vida, siguiendo nomás, haciendo cliks para quitar esa piedra en el zapato o para seguir gente que sólo es feliz en la vida, o ser lo que uno quiere ser al fin que estamos escondidos detrás de un monitor siendo lo que no somos.

Y así es la vida virtual, un escaparate que nos hace removernos en nuestro interior haciendo que escribamos y escribamos hasta que los seguidores se cansen de leernos porque la queja de hoy ya la leímos ayer y antier y así hasta poner punto final.

Prosperidad dijo...

Este espacio te pertenece y puedes escribir todo lo que ati te de la gana incluso ser hasta repetitiva ya que es lo que sientes y alguna manera te tienes que desahogar... sabes? yo pase por una situacion similar a la tuya con mi madre ..y considero que personas que han vivido situaciones asi, somos unas sobrevivientes..es tanto el dolor, la angustia y el desamparo que se siente de ver como entran en un letargo y se alejan cada dia mas de vida..,que te vuelves hasta un poco inmune al dolor..te entiendo ala perfeccion

Dean dijo...

El único consuelo, -o esperanza- es que no con todos te vas a estrellar; confío en que el parkinson no me llegue para tenerte siempre presente.
Un saludo.

kika dijo...

Todos podrían contar una historia de dolor si quisieran, no sólo los que lloran en voz alta.

La medida en que te afecta, te cambia, te aprieta o te hace sufrir, es lo que te hace fuerte. Hasta que un día se vuelve apenas una cicatriz, que a veces duele un poco, pero puedes llevar a cuestas.

Pasa que algunos tienen la egolatría de creer que sus dolores son únicos, y que los que vamos mas discretos debemos rendirle pleitesía.

Ya se notaba que tenías coraje.

Saludos!

la mis dijo...

no, no sé lo que es tu dolor y me gustaría jamás hacerlo; te admiro por exponer así sin más la espina constante en tu corazón, porque tus dudas reflejan en parte las mías y ese hermetismo silencioso y profundo se romperá cuando entendamos que el dolor es inevitable, pero el sufrimiento siempre es opcional.

Abrazos.

marichuy dijo...

Ya quedamos que, ente otras cosas, blogger nos sirve para el desahogo. Y nadie tiene que criticar eso. Creo.

raindrop dijo...

Cada cual vive sus alegrías y sus penas a su forma. Y compartir esas diferentes vivencias, inevitablemente enriquece porque ensancha. A quien da porque también recibe y a quien recibe porque también da.
Creo que pocos hechos hay tan satisfactorios como poder compartir experiencias con amigos. Aunque sea de palabra.

Escribió el poeta libanés Gibrán en "El Profeta":
En la amistad, todos los pensamientos, todos los deseos, todas las esperanzas nacen y se comparten con gozo y sin alardes.
(...)
Si vuestro amigo ha de conocer el flujo de vuestra marea, que también conozca su reflujo.


Es un placer estar aquí, conociéndote y compartiendo las palabras que brotan de adentro.

besos

DIANA dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.
[.saиđяîиε.t.] dijo...

hay veces que las palabras sobran y sólo queda la empatía del silencio... -que todos tenemos un lado flojo-... pues el dolor vivido no es el mismo, pero al menos se parece un poco en el sentido de que se sabe lo que es perder a un ser querido (y tántas cosas de éste(a) en el proceso....)

..de quejas y quejosos el mundo se desborda, pero nadie le quita a uno el derecho de decidir a quienes de éstos uno ha escogido leer y re-leer hasta el hartazgo....

....

Joe's books

Elogio de la vagancia
Tacones en el armario
El vicio de la lectura
Noticias del Imperio
The Name of the Rose
Mujeres de ojos grandes
Aura
The Death of Artemio Cruz
The Book of Laughter and Forgetting
The Joke
Immortality
Laughable Loves
The New Drawing on the Right Side of the Brain
The Last Nude
Art and Fear: Observations on the Perils (and Rewards) of Artmaking
The Art Book
The Scrapbook of Frankie Pratt
Concerning the Spiritual in Art
Griffin and Sabine
Color: A Natural History of the Palette


Joe Toledo's favorite books »

Juntos codo a codo Somos mucho más que un blog